Nuestro Blog
Publicaciones sobre temas relativos al sector automóvil

Desde citAuto.es queremos ofrecer un valor añadido a los servicios prestados a nuestros clientes, creando esta sección para que sirva de guía o referencia, recopilando de diversas fuentes de actualidad, noticias, tips, comentarios, consejos, curiosidades o artículos de interés, relativos al sector del automóvil y como complemento a la promoción de la campaña de conscienciación cívica para un mantenimiento responsable del vehículo, ayudando a conocer al usuario, aquellos puntos necesarios para llevar a cabo dicho mantenimiento responsable.

Mantener siempre el motor limpio

Típico, te compras un coche, y lo cuidas muchísimo durante los primeros meses. Conforme va pasando el tiempo (y los años) cada vez vamos descuidando más el cuidado del vehículo, sobre todo en lo que a materia de limpieza se refiere.

No sólo me refiero al habitáculo interno (y no hablemos si tenemos niños pequeños), sino también la parte externa o el motor.

Limpiar la zona interna y el exterior no es complicado, e incluso, cuando vemos que ya es hora, lo limpiamos o lo llevamos a un taller de limpieza, pero algo que nunca o casi nunca limpiamos y deberíamos de hacerlo es el motor.

Como bien sabréis todos, el motor es una de las partes más importantes del vehículo, por no decir la que más, por ello no deberíamos de olvidarnos de ella, y si nos gusta tener el coche limpio también deberíamos de tener como los “chorros del oro” el motor.

Desde Citauto, podemos ofrecer un servicio extra de limpieza de motor para mejorar la calidad y el mantenimiento del vehículo), pero si soys "manitas" vamos a hablar sobre distintas claves de cómo mantener siempre el motor limpio.

1)    Proteger el coche

Proteger zonas de posibles arañazos

Lo primero que deberemos de hacer es proteger aquellas zonas o superficies dónde vamos a estar apoyados para realizar la limpieza del coche. Esto se debe de realizar para no rayar el coche o dejar muecas. Recomendamos en caso de llevar cinturón en el pantalón, dejar la hebilla en la parte de atrás del pantalón no en el frontal como se suele poner, o directamente quitárnoslo, para así evitar rayones. Nunca utilizar cinturones de lentejuelas ya que tienen tendencia a rayar la chapa del coche.

2)    Temperatura del motor

En el proceso de limpieza, el motor debe de estar templado por no decir frío

Como es normal, el motor debe de estar templado por no decir frío directamente. Solamente existe un caso en el que se puede limpiar el motor estando caliente y es si dicho motor lleva mucho tiempo sin limpiarse o tiene mucha cantidad de suciedad.

Este es el único caso en el que, si se puede limpiar con el motor caliente, ya que a mayor temperatura, más facilidad habrá para que la suciedad desaparezca cuando frotemos.

En caso de limpiar el motor estando caliente debemos de tener cuidado de no quemarnos, así que usar guantes.

Una vez que hemos comprobado la temperatura deberemos de utilizar una máquina de aire a presión. Y recordar, darle con la máquina por todas las esquinas y recovecos, nunca se sabe dónde se puede almacenar el polvo.

3)    Impermeabilizar zonas del motor

Impermeabilizar componentes eléctricos, batería, distribuidor, carburadores o filtros

Este punto es uno de los más importantes, porque lo que en un principio se plantea como una limpieza, puede llegar a suponer una avería si no impermeabilizamos correctamente determinadas zonas como por ejemplo todos los componentes eléctricos, batería, distribuidor, carburadores o filtros.

Para impermeabilizar estas zonas debemos de cubrirlas con plástico, para cuando utilicemos el agua para limpiar el motor no entre en estos componentes.

4)    No usar agua a presión

No usar agua a presión para limpiar el motor del coche

La limpieza la debemos de realizar sin utilizar agua a presión, preferiblemente con paños y un recipiente grande con agua limpia. Debemos de aplicar el agua de forma uniforme y sutil.

5)    Limpiador multiusos

Limpiador multiusos para después del lavado del motor del coche

Cuando el motor esté húmedo, deberemos de aplicar un limpiador multiusos. Para repartir dicho limpiador de forma correcta, usaremos una brocha o pincel ancho y grueso y daremos suaves pasadas por todas las zonas del motor, exceptuando las que anteriormente hemos impermeabilizado.

En caso de limpiar recovecos o zonas escondidas utilizaremos pinceles finos y largos, para así llegar a todos los huecos ocultos del motor.

Al terminar, volveremos a mojar todos aquello que hayamos limpiado para dejarlo como si hubiéramos recién sacado el coche del concesionario.

6)    Secar el motor

Secado del motor una vez limpio

En este punto no hay mucho que decir, simplemente que una vez este todo limpio, deberemos de secar el motor. Podemos hacerlo con aire, toallitas o paños.

7)    Retirar protecciones

Retirar protecciones una vez esté todo seco

Una vez esté todo seco y reluciente, simplemente retiramos los plásticos que impermeabilizaban determinadas zonas del motor y, posteriormente, pasamos otra toallita para así asegurarnos que de todo está perfectamente seco, no vaya a ser que arranquemos el coche y nos carguemos el motor.

8)    Abrillantador y arrancar

Antes y después de una limpieza motor

Si has llegado a este punto es porque tienes el coche como nuevo. Esta seco y limpio, y solamente falta aplicar un poco de abrillantador a las zonas que tenían el plástico para que todo quede uniformemente reluciente.

Al terminar, arrancamos el coche y lo dejamos unos minutos encendido para ver si todo está correcto. Debemos de comprobar visualmente el motor y el ruido que hace. Si tras esos minutos todo está bien, ¡perfecto!, le acabamos de dar una nueva vida a nuestro coche.

Así de simple es limpiar el motor de nuestro coche teniendo en cuenta nuestras recomendaciones. Y recuerda que desde Citauto, podemos ofrecerte este servicio extra, que no muchos talleres ofreces, para sentir como su coche está como el primer día.

SIEMPRE UN TALLER A TU LADO, LLAMA AHORA !! +93 463 67 81